FES | Federación Española de Sociología

XII Congreso de la FES

México y Chile: paradojas democráticas e injusticias distributivas

GT 8 Sociología Política

Autor/a
Carlos Alberto Díaz González Méndez (Flacso México)

Programa:

Sesión de comunicaciones orales Franja 4
Responsable(s): Inés Calzada Gutiérrez (CSIC) , Eloisa Del Pino Matute (Instituto de Políticas y Bienes Públicos (IPP-CSIC))
Tipo de sesión: Sesión de comunicaciones orales
Día: viernes, 1 de julio de 2016
Hora: 16:00 a 18:00
Lugar: S06
Mesa 2: Dos desafíos a la democracia representativa: tecnocracia y posdemocracia

 

¿Qué procesos explican el devenir de la cultura democrática mexicana y las percepciones de la desigualdad de su sociedad?, ¿a qué responden los contrasentidos que se albergan en ella? ¿Por qué dentro de la cultura democrática chilena ocurre mayor resistencia a la desigualdad que en México, pese a que la institucionalidad dictatorial no la favorece?, ¿qué clase de procesos influyen las dimensiones culturales de la democracia y la desigualdad, haciendo la diferencia entre ambas naciones? Nuestro trabajo responde a estas incógnitas, identificando los aspectos estructurales y culturales que envuelven las contradicciones de la democracia y la desigualdad, situándolos en su mutua y compleja relación.

En ese esfuerzo, analizamos cómo la influencia de las configuraciones distributivas del Estado, pesan sobre la cultura democrática y la cultura de la desigualdad de chilenos y mexicanos. Nos ocupamos también de otros aspectos estructurales que las impactan, a los que denominamos: dilatadores de la desigualdad. Básicamente estos se refieren a las herencias institucionales dictatoriales, la corrupción y la violencia, que han funcionado tanto en México como en Chile, a través de redes políticas oscuras que tienen presencia de manera diferenciada en el desarrollo histórico de sus Estados y sus economías.

Partimos de la hipótesis de que las configuraciones distributivas del Estado y los dilatadores de la desigualdad, alteran la solidaridad, la participación en asuntos públicos e incluso, la posibilidad de que las contradicciones de la desigualdad se hagan visibles en el espacio público. Los resultados de nuestra investigación indican que dentro de la configuración distributiva del Estado en Chile son relevantes por un lado, el papel del derecho como estabilizador político y al mismo tiempo, como un factor que en diferentes épocas ha neutralizado los conflictos distributivos a nivel estructural. Y por otro lado, el ethos democrático enraizado en valores igualitarios, cuyo origen se encuentra en el sistema de partidos con espectro ideológico completo, que data de la década de los 30.

En contraste en el caso de México, nuestros hallazgos sugieren que el papel estabilizador del Partido Revolucionario Institucional, favoreció la adaptación a la desigualdad pues las corporaciones estatales priistas, condensaron los conflictos distributivos logrando domesticarlos y porque además, ahí radica la socialización política de los mexicanos durante más de setenta años. A esto se le agrega el hecho de que el ethos democrático mexicano es más libertario que igualitario, en tanto se ha enfocado obsesivamente a la competencia político-electoral.

Palabras clave: cultura democrática, cultura de la desigualdad, configuraciones distributivas del Estado, dilatadores de la desigualdad, injusticia distributiva.